CHELSEA LIGHT MOVING: LA DIFICULTAD DE VOLVER A EMPEZAR

in VINyLS

[xrr rating=6.2/10]

“Chelsea Light Moving” (2013)

Chelsea Light Moving es la nueva banda de Thurston Moore tras la “suspensión de actividad” de Sonic Youth. El año pasado ya iniciaron su andadura, dando conciertos y publicando algunos singles. Y ahora nos llega su primer larga duración, mostrando a un Moore que se ha rodeado de unos buenos instrumentistas para dar rienda suelta a su lado más rock, ahora que la banda madre ha desaparecido. Parece que su aspecto más árido necesitaba un vehículo diferente al de sus discos en solitario. Es curioso, por ello, que la paleta sonora vuelva a unos referentes que se percibían en los inicios de Sonic Youth pero que hacía tiempo que no se apreciaban en dicha banda. Por supuesto, son el punk y el hardcore, así como unos toques de metal bastante importantes a lo largo del disco. Y otro aspecto destacable es el de la querencia intelectual de Moore por la poesía beatnik (“Burroughs”) o la propia vida cultural de New York, desde la canción “Frank O´Hara Hit” hasta el propio nombre de la banda, que parece ser que ha sido tomado de una compañía de mudanzas que formó Phillip Glass y que tuvo como empleado a Steve Reich.

Es un recorrido por momentos que revisitan el punk de inicios de los 80, como en “Lip” o en la versión de los Germs que cierra el disco (“Communist eyes”), sin mucho interés pero que proporcionan, digamos, interés. También hay momentos que parecen inspirarse en los primeros Nirvana y los Melvins en “Alighted”, una canción de estribillo pegadizo pero que quizás sufre de la extensión del desarrollo instrumental. Pero en todo el disco escuchamos bajos contundentes, y guitarras versátiles que tanto tiran hacia el metal como muestran su  dominio el arte del noise.

Aparte de la curiosidad que representa “Mohawk” gran parte de las canciones repiten un patrón ya canonizado por Sonic Youth, patente del propio Moore, pero que en esta ocasión llegan a cansar en la manera de alargar algunas canciones. De todas formas tienen momentos más que disfrutables en la ya citadas “Alighted”, “Burroughs”, y “Frank O¨Hara Hit”. Pero, siendo un primer disco, incluso para un hombre de 54 años, habrá que ver cómo evoluciona el sonido de una banda cuyo rasero viene marcado por la ausencia de otra.

Text: Víctor M. Paredes

Deixa un comentari

Aquest lloc utilitza Akismet per reduir el correu brossa. Aprendre com la informació del vostre comentari és processada